Torrija’s time

En casa de toda la vida he visto estas torrijas cuando se acercaba la semana Santa, es más creo que no he tenido conciencia de que las tradicionales eran las de miel y vino hasta bien mayorcita, para mi las torrijas, las de toda la vida, ¡eran con chocolate! Mi madre harta de hacer torrijas y que no las comiera los niños, se rindió a hacerlas un poco más para a nuestro gusto, las rellenó de chocolate, eliminó el vino y la miel, y le quedó ésta exquisitez poco vista y con la que hoy en día triunfo allá donde voy.

DSCF2691 copia

La verdad que cada año me complico la vida con las fotos de estas torrijas y este año me siento capacitada para comunicaros que he comprendido que es una de las comidas menos fotogénicas del mundo, no he sido capaz de sacar una foto buena…así que he aprovechado otros recursos como mi mini pinche para hacer algo más atractivas las fotos.

El proceso de elaboración es super sencillo, tanto que es ideal para preparar con niños, excepto la parte de freirías en las que obviamente debe participar  un adulto.

Ingredientes:

(Para unas 40 torrijas medianas)

2 paquetes de pan de torrijas finito o pan  de molde consistente

1 tableta de chocolate de cobertura

200gr. de nata líquida

500 gr. Azúcar

5 cucharadas de canela en polvo

1 litro de leche

5 huevos

Aceite

1 vaso de coñac (al gusto)

Preparación:

Os he preparado un paso a paso en fotos, para que podáis usarla con niños, y a continuación os lo explico y os doy algunos trucos.

FOTOS5 copia

Si lo vamos a hacer con niños lo ideal es comenzar derritiendo el chocolate, pondremos la nata en un cazo a calentar y cuando veamos que va a comenzar a hervir apartamos del fuego y añadimos el chocolate a trozos, que con el calor de la nata se irá derritiendo poco a poco mientras lo vamos moviendo con unas barbillas. No dejaremos que se enfríe del todo, solo que se temple para evitar que queme pero que con el calorcito impregne mejor las rebanadas de pan.

Una vez preparado el chocolate, nos ponemos manos a la obra.

Lo primero es cortar el pan que tengamos en parejas (foto 1), si es pequeño no hará falta cortarlo, únicamente unirlo por parejas de modo que queden pares, ya que nuestras torrijas serán mini sandwiches de chocolate en la primera parte de la receta. Yo, si uso pan de molde cuadrado, los corte en rectángulos y si es tipo pan de pueblo, pues los corto por la mitad y listo.

Una vez cortados, el primer paso es rellenar de chocolate (fotos 2 y 3), es importante ser generosos en este paso, da igual si se manchan un poco los bordes o la mesa, después estará mucho más rico.

Cuando tengamos todos los bocadillos hechos, comenzaremos a mojar en leche, en este punto si queréis podéis añadir un poco de coñac a la leche para darle un toque de sabor. Quien dice coñac dice…vainilla, vino, whisky…

Remojamos todas las piezas en leche por ambos lados, sin excedernos, sólo vuelta y vuelta y vamos colocando en una tabla y reservamos (foto 4).

Ahora prepararemos la zona de cocina, batimos los huevos en un cuenco y ponemos el aceite a calentar en una sartén, a un lado de la sartén preparamos un plato con papel de cocina y al lado de este un recipiente grande y hondo con la mezcla de azúcar y canela (foto 5).

Una vez caliente empezamos a pasar las piezas ya mojadas en leche por el huevo y directamente a la sartén y freiremos como un par de minutos por cada lado, pasamos al papel absorbente para eliminar el exceso de aceite y aun caliente las embadurnamos en  la mezcla de azúcar y canela (foto 6).

Por último una vez pasadas por la azúcar y la canela, las iremos colocando en una fuente formando varias filas y las dejaremos enfriar al menos 5-6 horas.

DSCF2709 copia

 

¿Os animais? Puede ser un buen plan para alguna tarde de estas lluviosas que estamos teniendo por el sur.

2 comentarios

  1. […] profesora nos ha enseñado una receta de torrijas de chocolate de su familia, qué en estas fechas os animo a que las hagáis ya que a mi no me gustan las torrijas […]

  2. Un gran descubrimiento en esta semana santa. Las torrijas de mi profe han sido todo un éxito, las hicimos en clase con todas las compañeras y fue un momento que describe perfectamente el buen compañerismo que existe en nuestra clase, pero la sorpresa vino cuando decidí elaborarlas en casa para regalar a mi familia y ¡Fue todo un Éxito!
    Posiblemente se haya convertido en una tradición, torrijas de chocolate para regalar a la familia en semana Santa.
    ¡¡Gracias por compartir tantos momentos con nosotras!!

Deja un comentario