Pasta con bacon, nata y champiñones.

Una receta de pasta con bacon, nata y champiñones que se prepara en aproximadamente 10 minutos. Riquísima y que os recordará a la carbonara, pero con nata.

Esta pasta tiene un sabor brutal entre el ahumado del bacon y el parmesano y la potencia de los champiñones. Podemos usar cualquier otro tipo de seta, pero el sabor del champiñon de parís, es alucinante.

Siempre que cocino pasta cumplo algunas normas obligatorias. Una base de cocina que nunca falta en mis recetas de pasta.

Como trucos a destacar, tips que siempre cumplo en mis platos:

  • NUNCA enfrío la pasta bajo el agua fría tras la cocción. Tan sólo escurro y vuelta a la olla.
  • SIEMPRE añado un cucharón grande de mantequilla a la pasta recién cocida después de escurrirla. Le da un sabor y untuosidad espectacular, y evita que chupe demasiada salsa y queden secos.
  • Siempre suelo servir la pasta cocida, y encima la salsa, para que cada uno elija la cantidad, a algunos les gusta más seca, a otros al revés…
  • A veces, aromatizo la pasta tras hervirla. Mantequilla, algunas hiervas, pimienta, orégano…

Es un plato muy socorrido cuando se presentan a comer sin avisar, xq es rápido y son ingredientes bastante comunes en la cocina de cualquiera, además de económicos.

 

Muchas veces, suelo hacer la salsa y dejarla en un tupper para comer otro día. el día que voy a tomarla, tan sólo tengo que hervir pasta y calentar la salsa.

Ingredientes:

1 paquete de tallarines

250 ml de nata

2 cucharadas de leche

8-10 Champiñones

Pimienta y sal

Orégano

1 paquete de Bacon

Mantequilla

Un trozo de Parmesano

 

Preparación:

  1. Cocer la pasta según las instrucciones en abundante agua.
  2. En una olla, poner una cucharadita de mantequilla y dorar el bacon cortado en tiritas.
  3. A continuación, cortar los champiñones en tiras. Salpimentar y cocinar junto con el bacon unos 5 minutos a fuego medio.
  4. Añadir la nata y cocinar con fuego bajo 10 minutos. Al final añadir las dos cucharadas de leche para hacer la salsa algo más ligera.
  5. Espolvorear bastante Parmesano rallado (como dos puñados) y cocinar un par de minutos más.

Por ultimo tan sólo nos queda escurrir la pasta y colocarla en el plato. Cubrir con la cantidad de salsa que querías en cada plato y decoramos con un chorreoncito de aceite de trufa, pimienta y orégano.

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *